Hace tan sólo unas horas, con la noticia a través de Sea Shepherd España en la que anunciaban que ya era oficial, que la temporada en Taiji había acabado, una sensación de alivio y alegría por partes iguales me inundaba.

Por desgracia, muy poco me ha durado la alegría, pues poco después leía esta otra noticia:  Arrancó caza de focas en Canadá

Vayamos por partes.

Las islas Taiji tienen una cruenta tradición, y es que cada año, desde el 1 de septiembre hasta aproximadamente abril se permite la caza indiscriminada de delfines, tanto para su consumo cárnico -muy cuestionados por la alta concentración de mercurio de su carne-  como para su venta a delfinarios.

Así pues, las aguas de estas islas se tiñen de rojo durante estos meses en los que se asesisan millares de ejemplares. En The Cove, documental rodado en 2009 de manera secreta ya que el gobierno japonés no permite grabar imágenes de esta cruel caza, describe lo que se lleva a cabo allí cada año.


La buena noticia era que desde ayer lunes, el equipo de Sea Shepherd desplazado en Taiji desde el inicio de la temporada, ha informado que los pescadores se han retirado de la cala donde se llevan a cabo las matanzas, y que también han retirado las estructuras de lona alrededor del matadero, donde los asesinos de delfines ocultan a sus víctimas. Todo ello les hace pensar que han dado por concluida la temporada.

Preferiría poder alegrarme porque esta cruel matanza haya llegado a su fin para siempre, pero hasta ese día, esperaré con impaciencia al final de la temporada para poder sentir un poco de alivio.

Recuerda que una de las cosas que podemos hacer para no apoyar este acto de crueldad, es no financiar a los delfinarios, es decir, no ir a visitarlos, es la manera de mostrar nuestra repulsa a estas masacres. Puedes encontrar mucha más información y una petición donde puedes firmar en sosdelfines.org

Por otro lado, una mazado me ha devuelto a la cruda realidad de nuevo, sin apenas poder disfrutar de la semi alegría del final de la temporada de caza de delfines.

Cada año, a principios del mes de marzo, justo cuando las crías de foca a penas tienen un par de semanas de vida, se abre la temporada de caza. Muertes sumamente crueles para las industrias peleteras.

Dejamos de cazar delfines en una punta del mundo, para masacrar focas, la mayoría con pocos dias de vida, para hacernos prendas de piel. La raza humana es el peor monstruo que existe!

delfines-y-focas

 

Anuncios